Apollo Brown - Thirty Eight


En su última producción, Thirty Eight, Apollo Brown busca crear melodías eternas, al estilo de Ennio Morricone, con un poco de The Beatles, con un poco de la sensación que ha dejado Quentin Tarantino con sus salvajes y durables bandas sonoras.

El disco no es lo que se espera del todo de Brown, no llega a decepcionar, pero tampoco a asombrar del todo como en otros momentos de su carrera.

Thirty Eight, de la disquera Mello Music Group, podría pertenecer fácilmente a cualquier producción de Tarantino o el mismo Morricone sin dudarlo, eso dado la falta de personalidad del producto final.

Sin embargo, como una nota melodiosa para fondo de historias sirve a la perfección, no se esfuma, no agota, mantiene vivo ese espíritu que el Morricone dejo, pero esta vez incluso con un poco de las melodías de gente como Marvin Gaye o Al Green, logrando ese poder de las bandas sonoras como fuentes naturales de historias, de narrativas independientes de lo que se ve en el celuloide.

Mezclando funk, con parta de esos ensambles de trompeas estruendosas con elementos del jazz, blues, hip-hop y soul que tanto ha caracterizado a Brown en sus producciones, Thirty Eight, sigue destacando a Brown como uno de los productores más versátiles que existen actualmente.



Escrito por: Pablo Luis Duarte

Twitter: @pabludu

-PUNCHLINNAZ- Every joke's got one.

Comentarios